Comienza la producción para Norteamérica del nuevo Ford Mustang

El esperado nuevo Mustang ha salido por primera vez de la línea de producción de la planta de montaje de Flat Rock (EE:UU), marcando el inicio de la fabricación de la sexta generación del icónico pony car. Por primera vez en sus 50 años de historia, Ford llevará el Mustang a usuarios de más de 120 países de todo el mundo.

«El Mustang es y seguirá siendo un icono del mundo del automóvil», cuenta Joe Hinrichs, presidente de Ford América. «Hacer que esté disponible globalmente da a nuestro clientes de todo el mundo la oportunidad de disfrutar de primera mano de la experiencia Mustang».

Ford celebró en abril el 50 aniversario del Mustang original. Para conmemorar este hito, cada unidad de 2015 incluirá un distintivo en el panel de instrumentos que incluye el logo con el pony galopando y las palabras «Mustang-since 1964».

El impacto del Mustang va más allá de las nueve millones de unidades vendidas a lo largo de sus 50 años de fabricación ininterrumpida. Cuenta con miles de apariciones en cine, televisión, música y videojuegos, y es el vehículo favorito en Facebook del mundo, con casi ocho millones de «me gusta».

Una experiencia Mustang genuina y mejorada

El aspecto, conducción y sonido del Mustang son claves para la experiencia que hace que los conductores quieran subirse en un Mustang y salir a la carretera. El diseño limpio del Mustang, tanto en su versión fastback como en su versión convertible, evoca la esencia de la marca, manteniendo elementos clave de diseño como la capota alargada y la trasera recortada y añadiendo un acabado contemporáneo.

85-JOE HINRICHS

Con más opciones entre las que elegir, hay un Mustang para cada estilo de vida. Para el mercado americano la versión V8 le acompaña una versión V6 3.7 litros y una con motor EcoBoost 2.3 litros que acerca esta tecnología puntera al Mustang.

El Mustang GT incorpora la versión más reciente del motor V8 5.0 litros, que cuenta ahora con distribución mejorada, un nuevo colector de admisión y cabezas de cilindro mejoradas y alcanza 435 CV y un par de 400 lb-pie.

El motor Mustang EcoBoost 2.3 litros emplea inyección directa, árbol de levas variable y turbocompresor twin-scroll, que permiten lograr el rendimiento que los conductores de Mustang esperan, con 310 CV y 430 Nm de par.

Está todo en la carretera

Mustang incorpora nuevos sistemas de suspensión frontal y trasera. En la delantera, un nuevo subchasis ayuda a mantener la estructura rígida reduciendo la masa al mismo tiempo, ofreciendo así una mejor base para un control de dirección más predictivo que beneficia la conducción y giro.

En la parte trasera encontramos una suspensión totalmente independiente. La geometría, muelles, amortiguadores y cojinetes han ido modificados y mejorados para la conducción más exigente. Los nuevos bujes traseros de aluminio ayudan a reducir la masa no suspendida para mejorar la conducción.

El Mustang para Europa empezará su producción en 2015.

85-2015 MUSTANG_02