Uber cubrirá los trayectos de la Línea 1 de Metro

Uber y la Línea U

“El que no corre vuela”, “Reinventarse o morir”, “Donde caben dos caben tres”, etc. Llamadlo “x” si queréis pero el hecho es que Uber vuelve a hacer de las suyas y aprovecha cualquier ocasión para ampliar su público objetivo. ¿Cuál ha sido la última idea en tomar forma? Pues la de sacar partido, de las obras que afectarán a la Línea 1 de Metro, ofreciendo el servicio de la “Línea U” que cubrirá el mismo recorrido del 4 al 8 de julio.

Las obras comienzan el próximo domingo e implicarán el cierre de 23 estaciones. El trayecto bloqueado irá desde la estación de Plaza Castilla hasta la parada Sierra de Guadalupe y obligará a buscar una alternativa a un total de 233.000 usuarios. Un contratiempo que Uber ha decidido resolver y que de tener éxito podría cambiar las cosas para el transporte público de ahora en adelante.

¿En qué consiste? El servicio de la “Línea U” se ofrecerá por un precio no inferior a 4 euros independientemente de la distancia recorrida. En el caso de viajar 3 o más personas, en el mismo vehículo, el precio por desplazamiento resultará más económico que el coste de un billete sencillo. El horario, por otro lado, no será ni de lejos tan amplio como el de la red de Metro operando solo desde las 7:00h de la mañana hasta las 20:00h de la tarde.

Para facilitar el acceso a la Línea U la empresa ha incorporado una opción específica dentro de su aplicación. Una vez hecha la solicitud los usuarios tendrán que esperar su coche a la salida de la estación indicada. El objetivo de Uber es estudiar la posibilidad de combinar sus servicios con los del transporte público en Madrid. Para ello analizará los viajes y las reacciones de los usuarios para establecer las oportunidades de entrada en el mercado.

Fedetaxi no ha dudado en denunciar a Uber bajo el pretexto de un grave incumplimiento de la normativa de transporte. Esta regulación impide a los turismos crear «líneas regulares» y/o cobrar por plaza individual o asiento. Aseguran que el desprecio por la ley está en el ADN de la empresa que ya tuvo que ser prohibida en 2014 por realizar prácticas contrarias a la competencia.

Por su parte, Uber, ha aclarado que no se trata de un «servicio regular» puesto que realizan el mismo trabajo de cada día con la salvedad de que se puede acceder a un precio máximo especial si los trayectos comienzan y acaban en unas zonas determinadas. Además apostillan que como solo actúan bajo demanda en ningún caso podría tratarse de un servicio programado. Tampoco estarían cobrando por asiento, como apunta Fedetaxi, sino que simplemente existirá la opción de dividir el pago.

Fuente: Expansion.com, Europapress.es.